La mortalidad infantil aumentó un 8% tras la prohibición del aborto en Texas

Un estudio publicado el lunes muestra que, tras la prohibición del aborto en Texas, aumentó la tasa de mortalidad infantil y se produjeron más muertes por malformaciones congénitas.

El análisis de la Universidad Johns Hopkins es el más reciente en el que se constatan tasas de mortalidad infantil más elevadas en los estados con restricciones al aborto.

Los investigadores analizaron cuántos bebés murieron antes de cumplir un año después de que Texas adoptara su prohibición del aborto en septiembre de 2021. Compararon las muertes infantiles en Texas con las de 28 estados, algunos también con restricciones. Los investigadores calcularon que hubo 216 muertes más de lo esperado en Texas entre marzo y diciembre del año siguiente.

En Texas, la tasa de mortalidad infantil en 2022 subió un 8%, hasta 5,75 por cada 1.000 nacimientos, comparada con un aumento del 2% en el resto de Estados Unidos, según el estudio publicado en la revista JAMA Pediatrics.

Entre las causas de muerte, las malformaciones congénitas registraron un aumento del 23%, frente a un descenso de alrededor del 3% en el resto de Estados Unidos. La ley de Texas bloquea los abortos tras la detección de actividad cardiaca en el embrión, lo que normalmente ocurre a las cinco o seis semanas de embarazo, mucho antes de que se realicen pruebas para detectar anomalías fetales.

Leave comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *.